Saltar al contenido

Educación

Los programas de branding y de señalética dirigidos a escuelas, colegios, universidades, bibliotecas, centros de estudios en general o campus educativos, tienen como objetivos principales integrar toda la propuesta de valor de la marca de dicha y ayudar a sus usuarios (estudiantes y otros) a interpretar el espacio (interior y exterior) y orientarse en él, contribuyendo así a transmitir una experiencia de visita que potencie la identidad de marca, los servicios, y las áreas de servicio ofrecidas para hacer la estancia en esos espacios placentera y memorable. Igualmente, en dichos espacios es importante establecer una sectorización clara del espacio según la jerarquización de las diversas áreas de estudio.

La señalética en los colegios

La señalética en los colegios, o en centros educativos en general, tiene en cuenta por un lado la complejidad de los diferentes niveles impartidos en dichos espacios así como la diversidad de servicios y actividades que se dan cita en ellos. Así mismo, un colegio acoge no solamente a niños y profesores sino que sus instalaciones son usadas por padres, proveedores, así como por usuarios de las actividades extra escolares. Todos ellos necesitan una señalética específica y en algunos casos diferenciada entre sí, lo que nos lleva a concebir programas de señalética que permitan albergar una gran variedad de usos y funciones.

Un ejemplo de la señalética en bibliotecas

Un buen programa de señalética en bibliotecas ha de ser capaz de favorecer que el usuario localice los libros que busca o los servicios que quiere utilizar de la forma más autónoma posible y con la mínima interacción con terceros. De esta forma, la señalética puede dar cobertura a estas necesidades, desde la implementación de señales destinadas a la estructuración de las diferentes secciones o servicios básicos, hasta la señalización de subsecciones e incluso la señalización de libros o equipos destinados a la búsqueda a través de internet. Además, al no tener que preguntar, la señalética puede ayudar a mantener el silencio requerido en una biblioteca.

La marca de la institución

Las instituciones educativas compiten entre sí no sólo a nivel nacional sino que, en muchos casos, compiten a nivel internacional con otras organizaciones similares. Se hace necesario, pues, que cada institución desarrolle un completo programa de branding que le permita diferenciarse en el mercado y defender sus valores de marca, aumentando así la confianza de los estudiantes matriculados y potenciando la incorporación de nuevos en sus programas educativos.