Saltar al contenido

Hoteles

En los hoteles, y en general en el sector de la restauración, es muy importante tener en cuenta cada uno de los contactos que se establecen con el cliente, los denominados momentos de la verdad, estos contactos han de ser en todo momento eficientes y, si es posible, sobrepasar las expectativas que sobre ellos tienen los clientes. Un programa de señalética en un hotel basado en la identificación de cada necesidad de orientación o de información que tenga el cliente del mismo puede ser un factor clave en la satisfacción del cliente en la experiencia de la estancia en el hotel y en la transmisión de los valores de marca asociados.

La marca del hotel como uno de los activos clave

Un hotel es un centro de servicios con diferentes unidades de negocio que se ven sometidas continuamente a la exigencia de calidad de sus usuarios que, según las expectativas que tienen, serán más o menos altas. Por otro lado, en un establecimiento hotelero tenemos la posibilidad de transmitir una experiencia de marca en numerosos momentos de la visita del usuario y eso, si bien es una buena noticia, obliga al hotel a concretar su marca en sus diversos servicios.

La señalética en el hotel y su influencia en los resultados

Un buen programa de señalética para hoteles puede influir de forma directa en los resultados económicos y en la imagen que el hotel proyecta al exterior. Los hoteles, en general, tienen diferentes unidades de negocio, de costes y de beneficios que en su conjunto delimitan los resultados económicos del hotel. Por otro lado, el uso de determinados servicios, algunos de ellos gratuitos para el cliente y otros de pago, puede significar un aumento de la experiencia de visita al hotel y, por consiguiente, de la imagen y reputación de marca del mismo. Se da la circunstancia que hay establecimientos hoteleros con una amplia gama de servicios con valor añadido (restaurante, servicios de wellness, gimnasio, etc.) que, por desconocimiento de los clientes al no estar bien señalizados, se dejan de visitar y, por tanto, de consumir influyendo de forma negativa en la valoración global del hotel. Un programa de señalética de hoteles que vaya más allá de orientar a los usuarios en relación a los servicios básicos que espera recibir, puede hacer que el uso de otros servicios complementarios u otras áreas de negocio se potencien influyendo de esta manera en los resultados económicos finales.

Influencia de la señalética para hoteles en su imagen de marca

La señalética para hoteles ha de tener como punto de referencia la imagen de marca del mismo, su posicionamiento y el ambiente general creado por los arquitectos e interioristas del establecimiento hotelero en cuestión. Por tanto, el diseño de la identidad señalética del hotel, junto a las diversas tipologías de señales en las que se estructura, han de acompañar con claridad estos elementos que conforman su marca y parte fundamental de la imagen del establecimiento hotelero.