Saltar al contenido

Estaciones Viajeros

Las estaciones de viajeros son lugares de tránsito en donde se dan cita personas de diferentes procedencias y culturas, que en general desconocen el espacio y que disponen de un tiempo limitado para transitar el espacio. Todos estos factores obligan a un tipo de señalización fácil de usar, funcional y universal, que garantice la orientación de los viajeros en el mínimo tiempo posible.

Por otro lado, si tenemos en cuenta la creciente importancia del denominado “travel retail” (shopping en estaciones de viajeros), además de cumplir su función de orientación y creación de flujos, las representaciones de la marca, de la señalización y la señalética también han de potenciar los espacios comerciales y las ventas asociadas a los mismos.

Un concepto de señalética diferente para cada contexto

Cada estación de viajeros es distinta conceptualmente entre sí y estos diferentes contextos influyen de forma decisiva en la configuración del programa de señalética. Por un lado, podemos encontrar estaciones de viajeros que, por su estructura o layout, no ofrecen problemas de orientación y permiten que un programa básico de señalética con pocos elementos consiga su objetivo de informar u orientar a los usuarios del espacio. Por otro lado, hay ocasiones en que nos encontramos con estaciones de viajeros con una complejidad alta: porque cambian de forma irregular los lugares de embarque,  por sus grandes dimensiones,  por su carácter multicultural, por su volumen de viajeros, etc. En estos casos hemos de tener en cuenta la importancia del tiempo del viajero, tanto en relación a las distancias que tiene que recorrer en las diferentes terminales de embarque, como al tiempo de ocio y espera, y cómo distribuirlo en una actividad de shopping o de consumo de servicios.

Niveles de estrés y señalética en estaciones de viajeros

Otro aspecto que se ha de contemplar en un programa de señalética en estaciones de viajeros es el nivel de estrés que puede generarse por el desconocimiento del espacio o por la limitación de tiempo para el embarque. Estos dos aspectos implican que el programa de señalética ha de ser capaz de transmitir de forma muy clara los aspectos más relevantes para el usuario, tanto en las zonas de facturación y de control  como en las zonas de embarque. En estos momentos el usuario puede tener disminuida su capacidad de atención debido a la ansiedad y el estrés.